Consejos De Compra

La historia de los diamantes en forma de corazón

IGS puede cobrar tarifas de referencia de clientes de las compañías enumeradas en esta página. Aprende más.

Corazones y diamantes son una pareja en el paraíso romántico. El corazón expresa las emociones humanas más tiernas, mientras que el diamante simboliza la eternidad y la permanencia, cualidades que queremos experimentar en el amor verdadero. Cuando pensamos en formas populares de diamantes, el corazón es un corte excelente que es a la vez elegante y sensual. Pero, ¿es realmente tan «anticuado», o simplemente leemos cosas porque estamos abrumados por su imaginería romántica?

Diamante en forma de corazón de 0,51 quilates James Allen
Un diamante rosa muy femenino en forma de corazón transmite un mensaje de amor eterno. © James Allen

Diamantes históricos en forma de corazón

Profundizando en la historia de los diamantes, descubrimos una pista reveladora que nos retrotrae a mediados de los 15el siglo. La forma de corazón es un corte antiguo con raíces reales. En 1463, en un intercambio privado entre Galeazzo Maria Sforza, duque de Milán, y Nicodemo, el confidente del duque, debutó y se discutió sobre el primer corte de diamante en forma de corazón. Al describir las actividades literarias del rico y poderoso Cosme de’ Medici, Sforza escribió: «Él dirigió un Titus Livy (es decir, el trabajo del historiador romano Livy), como si estuviera dirigiendo un diamante en forma de corazón». Los diamantes en forma de diamante ya existían a mediados del siglo XV. No pasó mucho tiempo para que la preferencia real por las gemas en forma de corazón fuera buscada por cada alma noble que pudiera permitirse tal lujo.

Diamante en forma de corazón de 2,01 quilates James Allen
Con su ambiente moderno único, es difícil imaginar un diamante en forma de corazón con un pedigrí antiguo © James Allen

Hacia 1562 nos encontramos de nuevo con el diamante en forma de corazón mencionado en la corte real. Mary Queen of Scots parece haberle dado a la reina Isabel I un anillo de diamantes en forma de corazón. El gesto ha pasado a la historia como uno de los símbolos más cálidos de amistad y buena voluntad entre los miembros de la realeza registrados. Dado que esta es la referencia de corazón de diamante más famosa registrada, los historiadores creen que el corazón de diamante se asoció con un símbolo de amor y admiración durante este período. Casi al mismo tiempo, se dice que el clérigo y político francés cardenal Drichelieu poseía un enorme diamante en forma de corazón de 20 quilates, que le fue obsequiado por un rico comerciante de diamantes.

Artículo Recomendado:  Guía de compra de diamantes amarillos de colores elegantes

Cortar un diamante en forma de corazón

Teniendo en cuenta lo difícil y laborioso que era pulir un diamante en cualquier forma durante el Renacimiento, nos preguntamos cómo un cristal terminó con esta delicada silueta en forma de corazón. Todo el pulido es una tarea tediosa y que requiere mucho tiempo y se realiza a mano con el equipo de pulido humano básico. La forma de corazón requiere un trabajo cuidadoso para tallar la división en el centro de la piedra. Hubo un resbalón severo y la piedra se perdió. Era muy difícil, especialmente con las herramientas de modelado que se usaban en ese momento, y los coleccionistas lo sabían. Entonces puedes entender por qué estos diamantes son más apreciados que otras gemas de esa época.

Por supuesto, en aquellos primeros días, los cortadores no buscaban el máximo brillo. Saben muy poco sobre el retorno de la luz y cómo los diamantes manejan la luz cuando están bien formados. Están más preocupados por la retención de peso y la retención del color o la mejora del color. Poner un cristal de diamante en una rueda en un intento de convertirlo en un corazón es un gesto extravagante.

encuentra este anillo en la costumbreCustomMade.com mueve las fibras del corazón con un magnífico símbolo de amor eterno en este anillo Claddagh con corazón de rubí.

La ventaja única de los diamantes modernos en forma de corazón y las piedras de colores es que son creados por pulidores expertos que saben cómo optimizar el brillo de una gema. Los cortadores modernos saben cómo equilibrar la retención de peso del bruto para mantener el color lo más alto posible, al tiempo que maximiza su brillo. Esto es importante: pueden colocar sus facetas para que el corazón del diamante tenga una forma hermosa y brille.

Atajos para ahorrar tiempo

Ver todos los diamantes en forma de corazón…

Publicaciones relacionadas

Cómo identificar un buen diamante en forma de corazón

Hoy en día, creemos que el diamante con forma de corazón ideal debe cortarse 1:1, o tan alto como ancho. Si bien 1 a 1 es el objetivo del cortador, en realidad suele ser un ideal, no una posibilidad, para cada cristal. Pero hay algunas reglas estrictas a las que se debe apuntar. Crucialmente, la incisión debe ser simétrica en ambos lados. Por lo general, comienza como una forma de pera, una pera bastante corta que eventualmente se desarrollará en su forma final. Cuando un cortador habilidoso examina su piedra, por lo general orienta el bruto de modo que la mayor área de inclusiones naturales quede en el área circular de la piedra, cortada por la colocación inteligente de las grietas y sus facetas pierden.

Es posible que los espectadores habituales no sepan por qué prefieren un corazón al otro, pero la simetría tiene mucho que ver con el atractivo visual y la belleza. El corazón moderno tiene 59 facetas talladas profesionalmente. Transformar cristales de diamantes con pequeñas inclusiones en joyas impecables y brillantes suele ser uno de los métodos más populares para los cortadores. No se debe asumir que un diamante en forma de corazón es imperfecto cuando se hace correctamente, incluso si comenzó como un diamante en bruto imperfecto. La mayoría de los diamantes tienen en cuenta la forma final de sus inclusiones naturales. El talento de los cortadores profesionales siempre radica en su visión y ejecución. De hecho, los corazones son una de las formas de diamante más populares, aunque presentan el mayor desafío para los cortadores. Solo un cortador muy hábil puede crear un diamante impecable en forma de corazón. Incluso si una piedra se puede reparar, el más mínimo error puede arruinar su perfil y reducir significativamente su peso en quilates.

Colgante con halo de diamantes en forma de corazón en oro blanco de 14 k (1/4 qt. total) Blue Nile
encuentra este colgante en el Nilo AzulFelizmente usarás tu corazón para que el mundo lo vea cuando sea un diamante brillante. © Nilo Azul

Si te llamó la atención un diamante con forma de corazón, debes conocer todas las partes de su contorno. Entrena tus ojos para encontrar gemas sobresalientes. Cada parte de su perfil frontal tiene un nombre. El corte central en forma de V en la parte superior de la piedra se llama rasgadura. Aquí es donde los pulidores profesionales demuestran sus habilidades de corte. A continuación, observemos el área circular superior a cada lado de la grieta. Estos se llaman hojas. La parte más ancha del contorno del corazón se llama abdomen. Este comienza a encogerse para continuar el contorno del corazón, en áreas llamadas alas. Finalmente, su piedra en forma de corazón llega a su fondo o punta.

Anillo con solitario de corazón de Blue Nile
encuentra este anillo en el Nilo AzulEl diamante en forma de corazón de este anillo de Blue Nile realmente comunica su intención.

Ahora pregúntese: ¿La piedra del corazón se ve tan alta como lo es? ¿Existe una simetría perfecta (o casi)? Es decir, ¿la grieta está justo en el centro de esta piedra? Aquí conviene señalar algunas licencias artísticas utilizadas por el cortador. De hecho, notará una diferencia en la profundidad del corte de la fisura en el diamante. El cortador hace un juicio sobre la profundidad que debe tener la grieta. Puede tomar la decisión de mantener su peso o tener otras consideraciones que solo él puede entender al cortar en bruto.

Un ejemplo sorprendente de una fisura más delicada es el legendario diamante de corazón azul, un diamante azul sudafricano de 30,62 quilates propiedad de la heredera estadounidense Marjorie M. Post, quien lo regaló a la Institución Smithsonian en 1964. En 1910, un francés inició su joyería facetada con un bruto de 100,5 quilates. Tal vez era muy consciente de cuánto se había encogido la piedra en la creación de su corazón, y se resistía a hacerla más pequeña. Nunca sabremos. Pero aún nos quedamos asombrados cuando vimos esta maravilla natural que perdió 2/3 de su peso en el proceso de ser tallada en un corazón.

El famoso diamante de corazón azul. © https://geogallery.si.edu

¿Están bien formados los lóbulos y sus curvaturas reflejan lo contrario? ¿Tu barriga es demasiado gorda? ¿Las alas se curvan hacia abajo con gracia (no directamente hacia abajo) hacia su punta? Finalmente, ¿la punta completa bien la forma, no demasiado afilada, pero proporcional al resto de la curvatura de la piedra? ¿Está el punto justo debajo de la V en la parte superior de la piedra?

1.110 VS2 Corazón colorido Brian Gavin
¿Qué es mejor que un diamante en forma de corazón? ¿Qué tal un par de colores elegantes? © Brian Garvin

Controlar los precios no es para los débiles de corazón

Los conocedores de diamantes tienen debilidad por el famoso diamante rojo en forma de corazón de 2,09 quilates de Moussaieff, que se vendió a un inversor asiático en una subasta de Christie’s en 2015.precio de remate final A $5,095,872, la asombrosa cantidad de $2.44 millones por quilate. La lista continua. Pero puede ver claramente que el interés por los diamantes en forma de corazón nunca ha disminuido: es probable que nuestro amor por ellos siga siendo fuerte.

De manera que menos es más, los diamantes en forma de corazón destacan en cualquier tipo de montura de solitario. En general, no podemos imaginar una forma de diamante más narrativa, con un mensaje simple y encantador.

Artículo Recomendado:  Principales tendencias de anillos de compromiso para 2022

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba